Las experiencias de nuestros clientes

Es un país que se presta a ser visitado

El Viaje:

Opinión:

¿Qué lugares os gustó más y por qué?

ABSOLUTAMENTE TODO

¿Estáis felices con el trato y el servicio en los alojamientos? 

VIAJAMOS EN AUTOCARAVANA. Los aparcamientos gratuitos eran muy abundantes y estaban muy bien ubicados, generalmente. Muy fácil localizarlos con la aplicación en el GPS. En cuanto a los campings de pago, destacar el de Mildford Sound.

COMENTARIOS DE SU EXPERIENCIA

Os recomiendo que comparéis presupuestos porque a veces las agencias tienen más descuentos al trabajar al por mayor y es de ahí de dónde sacan su margen. Nosotros llevábamos idea de contratarlo por nuestra cuenta y al final algunas agencias nos daban mejor precio.

Contratamos con Nueva Zelanda Viajes los vuelos y alquiler de la autocaravana (Emirates y Maui), además del ferry interislander y una excursión de 2.5h en crucero por Mildfor Sound (fiordo) que nos incluían. Nos explicaron perfectamente los pagos adicionales que tendríamos que hacer en destino. Al estar especializados en este destino, tenían gran conocimiento de cómo funcionaba este país para poder presupuestar con claridad, cosa que no ocurrió con algunas de las otras agencias que contactamos.

Es un país que se presta a ser visitado sin demasiada planificación, sobre todo si lo recorres en autocaravana. Contrariamente a lo que solemos hacer y por falta de tiempo con todos los preparativos de la boda, la única planificación que hicimos del viaje fue comprarnos la Lonely Planet de Nueva Zelanda, leer alguna reseña en algún foro y marcar en el mapa los puntos imprescindibles.

El GPS de la autocaravana nos resultó el gran aliado porque calcula con bastante exactitud los tiempos de viaje (un poco a la baja). Además, cuenta con una aplicación que te muestra las Dump Station, los sitios para dormir, etc. En cuanto al volumen de datos Wifi a contratar, recomiendo no contratar en principio el bono de 5GB extras. Puede contratarse sobre la marcha. Nosotros en 17 días gastamos poco más de 1GB, que es lo que nos venía incluido con el alquiler de la caravana. Con bastante frecuencia se pierde la señal de wifi, entiendo que por lo escarpado del territorio, pero el GPS y sus aplicaciones funcionan siempre bien.

Resumo ahora la ruta que nosotros hicimos: Nuestro vuelo aterrizaba en Christchurch y la primera noche la hacíamos en hotel. Esta ciudad no tiene nada que visitar porque ha sufrido mucho los terremotos. No obstante, nosotros nos fuimos a visitarla para intentar evitar el jet lag. Dormimos y al día siguiente recogimos la caravana. Si no es por eso, no merece mucho la pena visitarla. Lo demás, todo merece la pena y creedme que os faltará tiempo. Importante que sepáis que las distancias en el mapa engañan. Aunque la velocidad máxima es de 100km/hora, pocas veces se puede ir a esa velocidad. A veces la carretera te pide ir a 30.

Nuestra ruta fue primero por la costa este, de Christchurch para abajo (hacia arriba, Kaikoura, las carreteras estaban afectadas por el terremoto de noviembre). Vimos Akaroa (península de Banks), Oamaru (pingüinos y ciudad majilla), Moeraki boulders, Dunedin.

Luego ya cruzamos hacia la parte oeste: Desde Te Anau, subimos hacia Mildford Sound, precioso camino (haced paradas en lagos, llanura del valle, cascadas…). La excursión en barco por Mildford Sound, muy recomendable. Luego volvimos por el mismo camino (no hay más opción) y subimos hacia Queenstown, Lago Hawaea y Wanaka. Y desde ahí a Fox Glacier.

Fox Glacier. Por la noche se pueden ver glowworms. Ahí cogimos una excursión en helicóptero para ver Fox Glacier, Monte Cook y Franz Josef Glacier. Es caro pero muy chulo. Luego vimos el Fox Glacier a pie (hasta donde se puede pasar). Desde ahí subimos hacia Hokitika y Punakaiki y vimos esa costa, con las Pankake Rocks. Cruzamos hacia la Golden Bay y Abel Tasman National Park.De ahí, camino a coger el ferry en Picton. Como nos sobraba algo de tiempo, paramos a ver Nelson. Antes del ferry vimos Picton (en el i-site te dan un mapa con rutillas cortas). El ferry nos dejó en Wellington. Vale la pena verlo de noche.

De Wellington subimos hacia el Tongariro National Park e hicimos la Tongariro Alpine Crossing. Es dura si no eres muy montañero, pero merece la pena. Hay unos Shuttles que te permiten no tener que hacer el camino de ida y vuelta. Y menos mal, porque cruzar cuesta entre 6.5 y 8.5 horas, dependiendo de tu condición física y de las condiciones meteorológicas. Si no se dispone de tiempo, vas con bebés o no te sientes muy fuerte, puedes prescindir de hacer la ruta entera y llegar sólo hasta Soda Spring (cascada) desde el Mangatepopo Car Park (1 h 30 min).

Desde el otro lado, Ketetahi Car Park, también te puedes adentrar un poco en la ruta por un bosque muy bonito con arroyos y una preciosa cascada (aunque un poco escondida, creo que mucha gente se la pierde). Desde ahí fuimos al lago Taupo y de ahí a Rotorua, parando antes en las Huka Falls (muy recomendable) y en Craters of the Moon. En Rotorua entramos en él Te Puia (parque geotermal). De ahí a las Waitomo Caves. Una de las entradas venía incluida con el alquiler de la caravana, así que sólo tuvimos que pagar la otra entrada. Cogimos el tour que incluía las 3 cuevas y la verdad es que no nos arrepentimos. Fue muy chulo y cada cueva tiene su particularidad. Volvimos hacia Hobbiton (Matamata). Es caro, pero si te gusta El Señor de los Anillos no defrauda.

Nos pilló el ciclón, que nos hizo perder algo de tiempo. De ahí, pasado el ciclón, pudimos subir hacia Whitianga, en la península de Coromandel y ver la Mercury Bay. Está algo lejos, pero mereció la pena. La carretera de la otra costa de la península de Coromandel estaba cerrada por el ciclón. Y de ahí, ya tuvimos que irnos a Auckland para coger el vuelo de vuelta.

Auckland lo vimos en una mañana, y la verdad es que no creo que requiera mucho más si no vas sobrado de tiempo. Nos habría gustado tener uno o dos días más para subir a Bay of Islands, pero no fue posible. Creemos que la isla norte está algo infravalorada. Si tuviéramos que volverlo a repetir, quizá adelantaríamos el ferry un día, dedicándole 10 días a la isla sur y 7 a la norte. Pero si se dispone de más tiempo, más, por supuesto, siempre queda la sensación de dejar cosas pendientes. Así te queda la esperanza de volver.

Valoración de nuestro viaje: 5/5

Susana y José Miguel

Ver más opiniones

Conoce a: Caroline